MayakovskayaPor su enorme tamaño, Moscú es una de las ciudades más grandes de Europa y aunque la mayoría de museos, monumentos y lugares de interés se encuentren bastante cerca del centro, como el Kremlin o varias calles famosas, siempre es necesario utilizar el transporte para viajar dentro de la ciudad. Afortunadamente la red de transporte público de Moscú es sumamente eficiente y de hecho, el sistema de metro tiene el honor de situarse entre los mejores de todo el mundo.  Además tanto metros como trenes y autobuses comienzan a circular desde muy temprano y terminan hasta muy tarde por lo que tampoco tendrás mucho problema encontrando transporte la mayor parte del tiempo. En cuanto al metro, no se considera uno de los mejores del mundo solo por sus magníficas y bellas estaciones, que lo son, realmente son un deleite a la vista, sino por lo eficiente, rápido y cómodo que resulta viajar en metro. Y lograr comodidad en un transporte que atiende a unos 9 millones de personas al día es realmente un reto impresionante hoy en día. El metro está disponible desde las 5:30 de la mañana hasta la 1:00 de la madrugada. Esta impresionante red subterránea tiene unos 300 kilómetros de extensión y casi 200 estaciones. Los recorridos disponibles se clasifican según códigos de colores para hacer más fácil a los pasajeros entender las rutas y lograr llegar cuanto antes a su destino. En cuanto al precio, que es uno de los puntos más importantes, abordar el metro cuesta unos 60 céntimos de euro, por lo que es un precio bastante reducido, además puedes comprar tarjetas prepagas si piensas usarlo frecuentemente. Anteriormente ya habíamos dedicado algunos artículos a las estaciones de metro y es que realmente son obras de arte, con una arquitectura exquisita y monumentos impresionantes. Si viajas a Moscú, uno de tus puntos obligados para visitar es precisamente las estaciones de metro.

 

Autobus Moscu Otra alternativa para desplazarte por la ciudad es el transporte público por excelencia, estamos hablando de los autobuses. La red de autobuses urbanos se extiende especialmente por el centro de Moscú, conectando las partes más importantes de la ciudad por lo que no tendrás ningún problema para desplazarte. No son tan puntuales y cómodos como el metro pero el precio lo compensa bastante bien, alrededor de 50 céntimos de euros. El boleto para el autobús lo puedes comprar en quioscos o en las estaciones de metro a precio regular, o directamente al chofer a un precio unos céntimos mayor.