Yelábuga, una ciudad milenaria

Yelábuga, una ciudad milenariaLa cantidad de ciudades, pueblos y localidades que componen Rusia es realmente vasta, de todos los tipos y tamaños y con todas las variedades culturales posibles.

Cada lugar destaca por algo en particular, ya sea su belleza, ya sea su historia o su importancia para el desarrollo del país. Una ciudad que se distingue por su antigüedad es Yelábuga, una ancestral ciudad que lleva tras de sí la carga de una historia de más de mil años. Originalmente, esta ciudad era un pequeño asentamiento búlgaro fundado para el siglo X. Los pobladores de este lugar tuvieron la necesidad, y el atino, de levantar un puente que permitiera el paso por el río Kama.

Rápidamente este paso llegó a ser parte de una ruta comercial que conectaba a Bulgaria con el Océano Ártico lo que llevó a un  fuerte y rápido desarrollo de Yelábuga. Actualmente todavía están visibles las ruinas de este asentamiento, junto a una torre que, según cuenta la leyenda, fue construida en una sola noche por demonios. Visitar estos lugares tan antiguos y ancestrales definitivamente es una oportunidad, así que si te dispones a hacer un recorrido por Rusia, recuerda incluir en tu itinerario una pasada por Yelábuga.

Debido a su ubicación estratégica, pronto esta ciudad se convirtió en un importante punto comercial, y alojó a varias de las personalidades de renombre en Rusia. Podrás visitar, por ejemplo, la casa de la poeta Tsvietáieva que no solo conserva aún su estructura original sino que todo el mobiliario usado por ella. Incluso podrás ver el lugar exacto donde se ahorcó y el diario que se encontró en sus ropajes.

Otra casa que actualmente está convertida en museo es la del famoso pintor Iván Shishkin, aquí podrás ver el lugar donde el pintor creció y los lugares que frecuentaba para buscar inspiración para sus obras.